Consejos para la creación de negocios - Publicado el 08/12/17

La amplia experiencia que tenemos en la tramitación de permisos de apertura y gestión de obras de reforma de nuevos negocios, nos permite ofrecer nuestro humilde punto de vista sobre los principales factores a tener en cuenta a la hora de montar un negocio.

El factor más importante es la actitud, una actitud positiva ayuda mucho para cualquier nuevo reto en la vida y, abrir un negocio, no deja de ser un reto. La actitud no consiste en pensar que nuestro negocio a va a ser rentable, sino en ser capaz de innovar y gestionar de la mejor manera posible la apertura. Pensar que un negocio va a ser rentable por tener una mentalidad positiva, sin tener en cuenta los riesgos que supone la inversión, pude ser peligroso. Con esto no queremos desanimar a nadie para que abra un negocio, al contrario, simplemente creemos que ser consciente de los riesgos y tomar las medidas necesarias para minimizarlos forma parte del proceso del aprendizaje de un emprendedor.

Es evidente que solo con la actitud no es suficiente. Hay varias maneras de abrir un negocio, una puede ser elegir la actividad que a una persona le guste y montar un negocio. Por ejemplo, un cocinero puede montar un restaurante. Otra opción es ver las actividades que son más rentables en la actualidad y elegir una de ellas. Desde nuestro punto de vista, ambos planteaminetos son correctos y ambos pueden tener éxito o no.

La idea de negocio es muy importante, tener claro lo que se quiere montar y lo que hará el negocio diferente de la competencia. A veces, el primer emprendedor en tener una idea triunfa y se hace un nombre en el mercado. Muchos ejemplos conocemos todos.

Creemos que también hay que pensar en la evolución del mercado a la hora de abrir un negocio. Lo ideal es abrir un negocio que sea rentable para toda la vida, pero lamentablemente la vida no es siempre ideal. Esto quiere decir que, a veces, hay que adaptarse al momento actual, hay momentos de recesión, momentos de crecimiento económico y momentos de estancamiento. En todos ellos siempre hay oportunidades de negocio, un buen emprendedor tiene que estar siempre atento a la evolución del mercado y tomar acciones al respecto. Esto quiere decir que, en un momento puede interesar tener un negocio y luego cambiarlo. No se trata de cambiar cada dos por tres de negocio, pero sí de saber que la economía de hoy no es como la de antes. Las fluctuaciones de la economía y las tendencias del mercado, entre otros aspectos, hacen que en cada momento pueda ser rentable un negocio distinto, o bien, el mismo negocio se tenga que adaptar al momento.

Un tema al que nosotros damos importancia, es que se ha de ser consciente de los riesgos que se corren a la hora de emprender un negocio y ser prudente a la hora de invertir, siempre tener en cuenta cuál es nuestro capital y cuánto estamos dispuestos a invertir. Esto no siempre se cumple, es decir, hay emprendedores que con mucho riesgo en sus inversiones logran un gran éxito y alrevés. Nosotros, lo único que decimos es que, el emprendedor debe de ser consciente del resgo que corre, a partir de aquí la decisión ha de ser personal. Es mejor equivocarse por uno mismo que se equivoquen otros por ti.

Otro factor importante a la hora de abrir un negocio es la elección de los profesionales que te van a ayudar en tu nuevo negocio. A veces, una mala elección de los mismos puede provocar el fracaso, independientemento de haber tenido en cuenta todos los factores anteriores.

Un estudio de mercado siempre ayuda, pero estos estudios se basan en previsiones y nunca se puede garantizar que los resultados del estudio se correspondan con la realidad del fúturo. Ya que, en nuestra sociedad, hay muchos aspectos impredecibles y que pueden alterar mucho la evolución del mercado.

Emprender un negocio es aprender mucho, independientemente de cómo te vaya el negocio (a veces se aprende más cuándo va mal). Desde nuestro punto de vista, si se analizan bien los riesgos y se plantean unos onjetivos viables, emprender un negocio puede darte una vida dónde tengas más libertad que en un trabajo por cuenta ajena, lo cual no quiere decir trabajar menos. Todo depende del negocio que se elija, la capacidad creativa, los colaboradores y gente contratada, la evolución del mercado, etc.

Con esto queremos decir que emprender no es una ciencia exacta, no hay nada seguro, hay ideas en las que nadie piensa y el primero que lo hace es el que más éxito tiene. A veces, una persona no tiene más remedio que ser emprendedor al no encontrar un trabajo por cuenta ajena debido a múltiples factores y, a veces, es una elección personal. Sea cuál sea la causa, lo importante es que el trabajo sea una manera de ganarse la vida en la que estemos lo más cómodos posibles y que el desarrollo personal de tu trabajo sea la motivación y no lo que se factura a final de mes. Sin olvidar que, evidentemente, a final de mes hay que pagar alquileres, hipótecas, etc. pero equivocarse en el objetivo puede llevarnos a tener lo contrario de lo deseado.

IGNACIO PARDO
Resposable comercial
Paiba ingeniería
Tel.93 534 36 37
info@paibaingenieria.com

Formulario de contacto

Rellene el siguiente formulario si quere ponerse en contacto con nosotros para dar su opinión:




INGENIERÍA PAIBA

Dirección: C/ Capitán Arenas 21 2º 1ª, 08034 BARCELONA

Teléfono: 93 534 36 37
Envíenos un mensaje de WhatsApp haciendo click aquí 601 02 62 99

e-mail: info@paibaingenieria.com